Cómo curar el herpes labial rápidamente

Cinco causas sorprendentes del mal aliento infantil

El herpes bucal, también conocido como aftas o «fiebre», consiste en un grupo de ampollas dolorosas que se desarrollan en los labios o a su alrededor. Estas ampollas son frecuentes y desaparecen por sí solas, pero si tiene que asistir a un evento importante —por ejemplo, una boda o una entrevista laboral— tal vez se pregunte cómo puede curar el herpes labial rápidamente. Aquí se lo contamos:

1. Apósito frío

Para favorecer que el brote de herpes labial se cure pronto, pruebe a aplicar un paño fresco y húmedo sobre las ampollas. De este modo, el enrojecimiento y las costras serán menores y sanarán más rápidamente, como expone la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria.

Si nota que la fiebre bucal está a punto de hacer acto de aparición, pero aún no es visible, Antena 3 recomienda aplicar hielo en la zona afectada. Este método puede reducir el tamaño del herpes labial y, si llega a manifestarse, puede curarse a mayor velocidad. Por otra parte, mantener la llaga hidratada lamiendo hielo puede evitar que se seque, se agriete y dé lugar a una infección secundaria.

2. Pomadas para el herpes labial

Las pomadas para el herpes labial se dispensan sin receta en las farmacias y, si se aplican con frecuencia, pueden reducir la duración de un brote de fiebre bucal. Este proceso puede acortar la erupción unas horas o incluso un día, por lo que merece la pena intentarlo cuando se trata de recuperar el mejor aspecto a toda prisa. Recuerde seguir atentamente las instrucciones del prospecto del producto elegido para obtener los mejores resultados.

3. Medicación con receta

Pueden utilizarse fármacos antivíricos para agilizar la curación del herpes labial y acelerar su evolución natural. Estos fármacos, que incluyen el aciclovir, el famciclovir y el valaciclovir, requieren una receta del dentista o médico de atención primaria.

Estos medicamentos son más eficaces si se toman antes de que aparezcan las ampollas. Cuando note que va a brotar un herpes labial —hormigueo, ardor, hinchazón y enrojecimiento en la zona—, los fármacos pueden facilitar su cura o incluso evitar que llegue a manifestarse.

Prevenir el herpes bucal en el futuro

El virus que provoca el herpes labial está presente en el organismo de por vida, pero se pueden tomar medidas para prevenir los brotes. Una vez que el herpes remita, es importante renovar el cepillo de dientes. El virus que generó el herpes labial puede vivir en el cepillo durante días y, si sigue cepillándose los dientes con este cepillo contaminado, el labio podría volver a infectarse. Para evitar una repetición acelerada del brote, deseche el cepillo usado.

Si el herpes labial reaparece con frecuencia, el dentista puede pautar un medicamento antivírico de forma periódica para prevenir los brotes. También puede aconsejarle que evite los factores que desencadenan los brotes, como el estrés o la exposición solar.

Cuando se aproxima un evento social o laboral relevante, es importante saber curar el herpes labial rápidamente.

La finalidad de este artículo es fomentar la comprensión y el conocimiento de temas generales de salud oral. Su propósito no es sustituir la opinión, el diagnóstico o el tratamiento profesionales. Solicita siempre la opinión experta de tu dentista u otro proveedor de salud Calificado y Dile siempre cualquier pregunta que tengas en relación con alguna enfermedad o tratamiento médico. 

Artículos relacionados