Sarpullido de la dentición: síntomas y tratamiento

Bebé dentando juega con su mamá

El sarpullido de la dentición, a veces llamado sarpullido del babeo, es el resultado de un babeo excesivo, que irrita la cara del bebé, cuando empiezan a salirle los dientes. Si un bebé tiene algún tipo de sarpullido corporal, siempre es prudente preguntarse si es debido a la dentición o a otra causa.

 

¿Sarpullido debido a la dentición o a otra causa?

El babeo continuo que provoca la dentición puede dar lugar a una irritación de la piel que desemboca en un sarpullido. Los sarpullidos debidos a la dentición pueden aparecer en las mejillas, la barbilla, el cuello y el pecho, y tienen aspecto de piel agrietada o pequeñas manchas rojas con relieve. Sin embargo, la dentición no causa sarpullidos en los brazos, las piernas o la espalda del bebé, por lo que cualquier irritación corporal generalizada debe ser examinada por un pediatra.

El sarpullido de la dentición se produce solo en la cara o el cuello del bebé y suele ir acompañado de otros síntomas de la dentición. Independientemente del aspecto de las manchas rojas, siempre es mejor llamar al pediatra para confirmar la causa y el tratamiento. El médico le recetará pomadas o antibióticos acordes al origen del sarpullido.

 

Cómo tratar el sarpullido asociado a la dentición

Para limitar el babeo que ocasiona el sarpullido de la dentición en primer lugar, opte por ofrecer al bebé un anillo de dentición frío (evite los mordedores totalmente congelados, ya que podrían dañar las encías del bebé). Puede masajear la zona irritada con el dedo o una gasa limpia para reducir la inflamación y tener un babero o una toalla limpia a mano para retirar la saliva de la cara del bebé.

La piel de su bebé es sensible y delicada, por lo que es normal que le preocupe utilizar un tratamiento tópico.

 

Qué debe preguntar al pediatra

Si durante la dentición el bebé presenta fiebre de más de 38 °C, se recomienda visitar al pediatra para evaluar si tiene una infección, ya que la salida de los dientes no causa fiebre alta. Un sarpullido que se prolonga durante días podría deberse a una alergia alimentaria.

La dentición y el babeo son procesos normales en el desarrollo de un bebé. El sarpullido del babeo puede ser incómodo, pero en nada las manchas rojas desaparecerán ¡y su pequeño lucirá una nueva y hermosa sonrisa!

La finalidad de este artículo es fomentar la comprensión y el conocimiento de temas generales de salud oral. Su propósito no es sustituir la opinión, el diagnóstico o el tratamiento profesionales. Solicita siempre la opinión experta de tu dentista u otro proveedor de salud Calificado y Dile siempre cualquier pregunta que tengas en relación con alguna enfermedad o tratamiento médico. 

Artículos relacionados