Claves Para Controlar El Mal Aliento

Si de verdad quiere saber qué es lo que está causando su mal aliento, piense en concertar una cita con su profesional de la salud dental. Conociendo su historial médico y dental completos y realizando un examen de la boca, el dentista será capaz de identificar el foco del problema. Pueden existir muchas causas de mal aliento, entre ellas ciertos alimentos, el alcohol y el tabaco, una higiene bucal inadecuada, periodontitis, diabetes, el síndrome de la boca seca, sinusitis o infecciones de garganta, abscesos o infecciones en los pulmones, insuficiencia renal/hepática, problemas gastrointestinales y dietas de adelgazamiento excesivas.

Tratamiento del mal aliento
Es importante limpiarse muy bien la boca en casa dos veces al día con un cepillo y una pasta de dientes antibacteriana con flúor, así como hilo dental para eliminar cualquier resto de alimentos o la placa de los dientes, las prótesis y los implantes. También hay que cepillarse la lengua para eliminar las bacterias que causan malos olores. Un estudio publicado en una revista científica mostró que cuando se combina el cepillado de dientes y lengua con el uso del hilo dental durante dos semanas se reducen significativamente las hemorragias en las encías así como el mal aliento1. Otro estudio clínico realizado por investigadores dentales de la Universidad de Buffalo confirmó que cepillarse los dientes dos veces al día con pasta de dientes antibacteriana utilizando un cepillo provisto de limpiador de lengua puede eliminar el mal aliento 2.

Limpiarse la lengua es la clave para tener un aliento más fresco y limpio
Limpiarse la lengua es muy importante. Para limpiar los dientes y la lengua, puede adquirir un cepillo Colgate 360 que tiene un limpiador de lengua en la parte posterior de los filamentos. Después de cepillarse los dientes superiores e inferiores con una pasta de dientes antibacteriana, dele la vuelta al cepillo para utilizar el limpiador de lengua. Colóquelo en la zona posterior de la lengua y muévalo hacia delante, hacia la zona anterior de la lengua. Una vez que haya limpiado esa parte de la lengua, enjuague el limpiador de lengua con agua templada para eliminar las posibles bacterias que provocan los malos olores. Luego coloque el limpiador de lengua en la siguiente zona posterior de la lengua y repita la operación.

Consulte con su dentista o su higienista dental para escoger bien los instrumentos de higiene bucal que le pueden ayudar a eliminar la placa y las bacterias que causan el mal aliento, así como para revisar las técnicas que deberá utilizar en casa. También puede consultar a su profesional de la salud dental qué productos recomendaría para eliminar el mal aliento (pasta de dientes antibacteriana, enjuague bucal antiséptico, limpiadores de lengua o raspadores y sistemas de limpieza interproximal).

La clave para tener una boca limpia y fresca es llevar una higiene bucal óptima a diario en casa y pedirle al profesional de la salud dental consejos profesionales.

signature
Profesor: 
Dr. Ignacio Corral Pazos de Provens
Doctor en medicina y cirugía . Especialista en
Estomatología. Master en Periodoncia e 
Implantología por la UCM

© Copyright 2011 Colgate-Palmolive Company

Referencias:
1. Biesbrock, A, et al. Assessment of Treatment Responses to Dental Flossing in Twins., J Perio 77(8):1386-1391, 2006. 
2. University of Buffalo (Peter Moses, Betsey Clark, Violet Maraszthy, Joseph Zambon, (University of Buffalo), P.K. Sreenivasan (Colgate), Abstract presented at 2008 AADR Meeting.

Artículos relacionados