Causas de la inflamación en la boca.

Causas de la hinchazón de los labios

La mayoría de la gente ha experimentado alguna vez la sensación de tener los labios hinchados, como si estuviesen inflamados, normalmente como resultado de un impacto directo. Aunque un partido desacertado de balón prisionero puede hacer que termine con un labio hinchado, las causas de la inflamación labial son en realidad más complicadas que un simple traumatismo provocado por una pelota de goma. En algunos casos, la inflamación de los labios puede ser el síntoma de un problema más grave. Analice las causas y, si es necesario, solicite una consulta con su médico para hablar acerca de la inflamación labial y cómo hacerle frente.

4 Causas de la inflamación de los labios

1. Traumatismo

Es cierto que una de las causas más comunes de la inflamación de los labios son los traumatismos directos en la boca. La piel de los labios es muy fina y cuando la boca recibe un impacto considerablemente fuerte, la sangre se acumula en dicha zona causando esa sensación de hinchazón. En ocasiones, este traumatismo solo provoca hinchazón pero otro golpe podría rasgar la piel de los labios y, dada la cantidad de flujo sanguíneo que hay en la zona, resultar en un sangrado alarmante. Por suerte, en Saber vivir afirman que la mayoría de los cortes y moratones en los labios pueden cuidarse en casa. En primer lugar, compruebe si se ha rasgado la piel de la zona. Si solo se trata de una hinchazón, aplique hielo en la zona para reducir la inflamación. Si la piel se ha rasgado, lávese las manos y coloque en la zona un apósito frío para detener el sangrado. Acuda a su médico si el sangrado no se detiene en 5 o 10 minutos, si la longitud de los cortes es superior a 1 cm, si estos han sido provocados por un mordisco o si contienen residuos en su interior.

2. Alergia

La inflamación de los labios provocada por alergias es una afección conocida como angioedema alérgico. Cuando su cuerpo entra en contacto con determinados alérgenos, esto origina una reacción histamínica en su organismo que provoca una acumulación de líquido bajo las capas de la piel. De acuerdo con Actualidad médica, el angioedema alérgico es muy frecuente en los casos de alergias alimentarias. Obviamente, puede que no se dé cuenta de que tiene una alergia alimentaria hasta que consuma uno de los ingredientes perjudiciales para usted y sufra la inflamación de labios, boca y garganta. En el caso de las reacciones alérgicas leves, un medicamento sin prescripción médica puede ayudar a reducir la respuesta histamínica de su cuerpo. Si está en riesgo de sufrir una inflamación en la garganta que obstruya sus vías respiratorias (anafilaxia), solicite asistencia médica de inmediato.

3. Infección

Cuando su cuerpo está combatiendo una infección, la piel puede inflamarse o irritarse. Esto es particularmente frecuente en la delicada piel de los labios y de alrededor de la boca. Si ha sufrido un corte en los labios y constata que estos empiezan a inflamarse, a hincharse, que están calientes al tacto y presentan dolor, podría ser el resultado de una infección. Las infecciones surgen cuando se produce una infiltración de bacterias dañinas en heridas y ampollas que están en proceso de cicatrización, entorpeciendo dicho proceso y en ocasiones llegando a causar graves problemas. Estas bacterias podrían proceder de sus manos o estar presentes en su boca. El primer paso para contener una infección es dejar que los cortes cicatricen solos, no hurgar en ellos ni reventar las ampollas, puesto que de este modo se transferirían las bacterias de nuestras manos a la herida. Si cree que tiene una infección, visite a su médico para que le recete una pomada o un medicamento antibiótico que la frene y favorezca la cicatrización.

4. Reacción química

Ciertas sustancias químicas cáusticas como las que se encuentran en algunos productos de limpieza, pueden causar quemaduras y heridas, especialmente en la piel sensible de los labios. Esto puede resultar en la aparición de ampollas, inflamación o molestias en general. Si la piel simplemente presenta rojez e hinchazón, colóquese un apósito frío. Sin embargo, si la piel se rasga o aparecen ampollas, solicite asistencia médica, puesto que esto indica que se trata de una quemadura de tercer grado que requiere asistencia profesional y, a menudo, pomadas antibióticas.

Las causas de la inflamación de los labios no son tan claras y simples como pueden parecer. La piel de los labios es tan fina y sensible que existen numerosos factores que pueden desembocar en esa incómoda y visible sensación de hinchazón. De todos modos, siempre que se encargue de tratarla como es debido, la inflamación de los labios debería ser un problema de corto plazo.

Como siempre, recuerde mantener su salud bucodental con un enjuague bucal para prevenir la placa, la gingivitis y la acumulación de sarro.

La finalidad de este artículo es fomentar la comprensión y el conocimiento de temas generales de salud oral. Su propósito no es sustituir la opinión, el diagnóstico o el tratamiento profesionales. Solicita siempre la opinión experta de tu dentista u otro proveedor de salud Calificado y Dile siempre cualquier pregunta que tengas en relación con alguna enfermedad o tratamiento médico. 

ARTÍCULOS RELACIONADOS