Cómo hacer el seguimiento de los dientes nuevos de su hijo

Cronología de los dientes temporales y permanentes

Entre los seis meses y los tres años de su hijo, ha podido ver cómo le iban saliendo todos los dientes de leche. A partir de los cinco o seis años, volverá a observar todo el proceso a medida que estos dientes se van cayendo y empieza a asomar la dentadura definitiva. A pesar de que los dientes de leche tardan pocos años en salir, la dentadura definitiva puede tardar hasta una década en completarse. Para realizar un seguimiento de los dientes de su hijo, puede recurrir a un esquema gráfico de los dientes definitivos y marcar los que ya hayan aparecido y cuándo lo han hecho. Esto puede variar según el niño, pero en general suelen seguir el mismo orden.

Utilice un esquema gráfico de la dentadura definitiva

Un esquema gráfico de la dentadura definitiva puede ayudarles a usted y a su hijo a hacer un seguimiento del proceso al mismo tiempo que se divierten. Puede buscar en Internet un esquema gráfico para imprimirlo e ir coloreando cada diente de un color diferente a medida que van saliendo. Puede imprimir varias copias y hacer un juego con su hijo, de manera que vaya numerando los dientes en el orden que crea que van a aparecer. Si acierta, puede premiarlo yendo a comer fuera o llevándolo a ver una peli al cine.

Tipos de dientes

Una de las mayores diferencias entre los dientes de leche y los definitivos es la cantidad: normalmente, solemos tener 20 dientes de leche, pero podemos tener hasta 32 dientes definitivos. La dentadura definitiva consta de cuatro tipos de piezas: incisivos, caninos, premolares y molares. Los incisivos –localizados en la parte frontal de la boca y, por tanto, apodados como "dientes frontales"– suelen ser los primeros en salir. Los incisivos centrales definitivos del maxilar inferior son los primeros en aparecer y lo hacen en torno a los seis o siete años.

De acuerdo con la Asociación Española de Pediatría, los siguientes dientes en aparecer suelen ser los primeros molares y, normalmente, lo hacen también a partir de los seis años, por eso se los conoce como los "molares de los seis años". Hay dos en la mandíbula inferior y dos en la superior y se los considera dientes "adicionales" porque no reemplazan a ningún diente de leche.

Tras la aparición del primer conjunto de molares definitivos, lo más probable es que su hijo pierda los incisivos centrales superiores y comience a aparecer un diente nuevo en esa zona. Los siguientes en salir son los incisivos que se encuentran junto a los centrales, que reciben el nombre de incisivos laterales, y suelen hacerlo en torno a los nueve años.

Después, muchos niños desarrollan los puntiagudos dientes caninos del maxilar inferior, que se encuentran al lado de los incisivos laterales. A continuación, les siguen los primeros premolares –o bicúspides– dos dientes más hacia adelante de los molares de los seis años tanto inferiores como superiores. Alrededor de los 13 años, suelen haber salido los molares de los 12 años a ambos lados de los dos maxilares, en la parte trasera de la boca.

¿Qué hay de las muelas del juicio?

No todo el mundo llega a tener 32 dientes definitivos, puesto que los últimos cuatro dientes en salir, conocidos como muelas del juicio, normalmente no lo hacen hasta comienzos de la veintena y en algunos casos nunca salen. Además, en muchas ocasiones, es necesario extraerlos debido a que no hay suficiente espacio en la boca. El dentista de su hijo seguirá de cerca este último conjunto de molares para observar su progresión e informarle si es una buena idea extraerlos.

El cuidado de los nuevos dientes de su hijo

Con un cuidado dental adecuado, los dientes definitivos de su hijo le durarán el resto de su vida. Incúlquele unos buenos hábitos de higiene dental, como cepillarse los dientes dos veces al día y utilizar hilo dental a diario, puesto que así se reduce el riesgo de caries. Asimismo, los tratamientos dentales como el sellado y los geles de flúor pueden fortalecer aún más los dientes y aportarles mayor protección contra las caries.

El momento en el que ya han salido todos los dientes definitivos es muy importante en la vida de su hijo. El hecho de ir haciendo el seguimiento de sus dientes en un esquema gráfico hará que tenga un recuerdo para toda la vida.

La finalidad de este artículo es fomentar la comprensión y el conocimiento de temas generales de salud oral. Su propósito no es sustituir la opinión, el diagnóstico o el tratamiento profesionales. Solicita siempre la opinión experta de tu dentista u otro proveedor de salud Calificado y Dile siempre cualquier pregunta que tengas en relación con alguna enfermedad o tratamiento médico. 

Artículos relacionados